La trampa de las páginas web

La trampa de las páginas web

Tecnología Web

¿Eres de los que piensa que tener una web, aunque esta sea buena y rápida, es suficiente? Si piensas eso, estás en la lista de los miles de personas por todo el mundo que han caído en la trampa web. Y de esa trampa web es difícil salir como te descuides y sigas esperando milagros que no van a suceder. Una web es sin duda una herramienta de trabajo potente y muy práctica para todas las empresas, sean del sector que sean. Una página web debe saber usarse y que trabaje con estrategias digitales concretas. ¿Creías que iba a funcionar sola? Hablemos claro, hay preguntas que contestar y vamos a hacerlas.

¿Quién hace que trabaje y funcione tu web?

Normalmente debe ser la persona dueña del negocio. Al menos es la persona responsable. Pero la verdad es que pocos propietarios de negocios están preparados para actualizaciones, crear contenidos, insertar nuevos artículos o productos, enviar promociones y un largo etc., que nos debe preocupar y mucho. Una página web debe estar bien asistida. Cada día. Una web no es un folleto informativo colgado en la red. Requiere una estrategia online, para que dé resultados. Tiene que atraer visitantes, crear leads y convertirlos en clientes. Esa es su misión. Una web es un ser digital que tiene que estar vivo. Luego, probablemente a estas alturas ya sabes que te toca trabajar, y mucho. O delegar ese trabajo en alguien que sí esté preparado para hacerlo.

¿Necesito un trabajador para mi web?

Sí, esa es la realidad. Es cierto que las dificultades económicas de las empresas pequeñas merman esa posibilidad. Pero debes saber que la web tiene que cambiar fotos a menudo, actualizar contenidos, precios, información, hacer las fotos, producir contenidos muy interesantes que generen visitas, tiene que implementar nuevos apartados o tecnologías, cambiar el diseño a menudo igual que un escaparate físico, lo que se llama un mantenimiento integral que requiere atención diaria y conocimientos bastante serios. Es cierto que al principio puedes arreglarte con un marketero freeland, que la gestione desde su oficina. Pero la realidad es que pronto, la web va a necesitar una dedicación plena diaria de una persona cualificada.

¿Has analizado las necesidades de tu empresa para decidir las acciones de tu web?

Por ejemplo, si vendes en línea o no. Si prospectas clientes online. Si tienes un blog y tienes que mantenerlo actual y dinámico. Si vas a elaborar campañas adwords o ads en redes sociales, al menos en algunas. Si tienes o necesitas un catálogo de productos definido, de calidad y actualizable. Y mucho más. Porque esta información te ayudará a saber si el mantenimiento de tu web será semanal, diario, si requerirá monitoreo constante, si tendrás un número fijo de entradas en tus redes sociales, etc. Como ves, una web viva y efectiva requiere una atención profesional constante y muy dedicada. Y además diaria, en la mayoría de los casos. Porque el éxito de tu negocio está muy ligado a que la web sea muy visitada. Ánimo, que hay herramientas muy buenas y profesionales muy cualificados para que tú solo te dediques a dirigir tu empresa. Si puedes, delega las rutinas web en un profesional.

Los pecados mortales del email marketing

Los pecados mortales del email marketing

Business Intelligence Contenidos News

Es cierto que el email marketing goza de una salud envidiable. Y que según todos los expertos, su continuidad en el tiempo está asegurada, como herramienta muy efectiva de promoción en el marketing de empresa. Sin embargo, hay cosas que de tan obvias, todavía siguen haciéndose mal, en muchas ocasiones. Y estos pecados digitales asociados al email marketing, sí que dan una imagen muy poco solvente de nuestra marca o empresa. Así que atento, que vamos a repasar algunos de los errores que no debemos permitirnos nunca si queremos que una campaña de email marketing quede impecable para todos los consumidores.

Nunca olvides enviar el archivo adjunto

Es un error tan común y seguro que nos ha pasado a todos alguna vez. Las prisas, la cantidad de trabajo acumulada, el estrés de una campaña, problemas personales ajenos al trabajo, alguna enfermedad puntual, mil cosas que en definitiva hacen que ese archivo tan importante se quede sin enviar. Tienes que considerar que ya es complicado que los clientes abran un correo de email marketing. Pero si deciden abrirlo por ser muy bueno en diseño y mensaje, pero se dan cuenta de que falta el archivo adjunto que mencionas, ¿crees sinceramente que muchos de ellos abrirán un segundo correo y tu olvido será una anécdota? Lo más probable, y lo queremos evitar a toda costa, es que terminen en la papelera.

Cuidado con los correos largos o interminables

Es otro error recurrente, debido a veces a la falta de ideas claras. Un mensaje de email marketing debe ser casi un titular, un telegrama donde lo importante se dice en pocas palabras o frases. Para hablar están las buenas imágenes, o las infografías o ilustraciones, que tienen mucho más poder de informar y transmitir las ideas de una campaña o promoción. Sobre todo, este error se comete en los mails de prensa, donde se suele recurrir a textos largos, que al tener demasiada información, no son efectivos para hacer destacar la idea central de la empresa. Comunicar algo no es novelar o hacer un publirreportaje, que normalmente el usuario no va a querer tragarse. Ya sabes, empatía, ideas centrales claras y buenas imágenes son el secreteo de un buen envío de email promocional.

Comprueba que escribes bien los nombres de los destinatarios

Personalmente, cuando recibo un email promocional, y recibo muchos, de empresas que no se han molestado en averiguar si mi nombre y apellidos se escriben así, ni los abro. Y no es por venganza, no, es que soy consumidor también. Y como a todos, me gusta que las marcas que pretenden venderme, lo hagan con al menos el esfuerzo de comprobar los datos. Y sé por experiencia, que en muchas personas este fallo tan aparentemente pequeño da muy mala impresión. Y que la respuesta que genera es negativa por que a todos nos gusta que nuestro nombre se vea bien y correctamente escrito. Hay que esforzarse por no cometer ninguno de estos tres errores tan comunes, pues nos jugamos el prestigio empresarial y lo que es más importante, la campaña.

¿Confianza absoluta en las redes sociales?

¿Confianza absoluta en las redes sociales?

Redes Sociales

A pesar de los muchos incidentes registrados en las redes sociales últimamente, sobre el tema de métricas y datos más o menos confiables, parece que el panorama se estabiliza en una medida que permite a las marcas respirar un poc, y confiar en las plataformas para diseñar estrategias medibles, y por tanto, articuladas y modificables según los resultados medidos. Y de esta especie de revisión pública parece haberse encargado IAB Spain, que es la Asociación de Publicidad, Marketing y Comunicación Digital en España. Un interesante estudio que han llevado a cabonha revelado unos datos bastante exactos y fiables, que parecen indicar una constante en las métricas de las marcas investigadas. El estudio mencionado ha abarcado a 100 marcas. Así que vamos a curiosear un poco los resultados porque nos interesan.

Las que más seguidores tienen

Si analizamos por marcas, en el ranking aparece El Corte Inglés, LIDL y Samsung como las tres primeras, superando bastante todas, el millón y medio de seguidores. Si medimos por publicaciones, tenemos que hablar de que Twitter es la primera, porque al tratarse de un canal de transmisión instantáneo, es la más usada. Es curioso el dato de la cantidad de publicaciones que tienen las redes sociales de cada marca analizada, pues asciende a más de 5.228 de media, por año y marca.

El engagement es importante para las marcas

En este sector, tenemos la sorpresa con Instagram, pues destaca y mucho de las demás como la que más engagement genera entre las audiencias, con una medición bastante fiable de un 30%, cuando la tasa media de las demás redes es de un 10%. Destacar que el sector apuestas, que está en franca expansión, está generando mucha participación, casi un 22%. Le siguen Belleza e Higiene y seguidamente Alimentación. Si analizamos las métricas por acciones de las marcas, de nuevo la sorpresa surge con LIDL, que genera un 12,6%, seguida de la DGT que participa con el 7,4% y Media Markt, con el 6,7%.

El sector Medios de Comunicación

Aquí las métricas del estudio arrojan una clara ventaja para Facebook, como era de esperar. Tanto en Comunidad como en publicaciones e interacciones, la red Facebook es la vencedora. Tan solo Marca, ya tiene una audiencia de 9.215.385 seguidores en sus redes sociales. Y El País, genera una media de 5796 publicaciones mensuales. Y muchas con un alto porcentaje de réplica e interacción. Y consideremos que la Voz de Galicia tiene una tasa de engagement del 116%.

El resultado habla tras los datos

Las conclusiones son muy relevantes. El estudio asegura que las marcas están centrando sus principales esfuerzos en facilitar la vida y las experiencias de consumo de los usuarios y consumidores. Ahora ya están obteniendo datos por sectores, bastante confiables, que les permiten comparar con mucha puntería sus acciones con las de otras marcas. Parece que la intención es crear una métrica estándar que permita que las mediciones sean homogéneas, que arrojen luz sobre Cuotas por Red, Audiencias Acumuladas, Publicaciones, Engagement, Viralidad y Eficiencia. Muy importante que esto sea real pronto. Las marcas necesitan confianza y estabilidad, por el bien de los consumidores.

El mob mentality y el marketing digital (parte 2)

El mob mentality y el marketing digital (parte 2)

Contenidos Redes Sociales

En el artículo anterior vimos que mob mentality es una tendencia actual, en la que los usuarios insatisfechos con un producto o una marca se aglutinan y empiezan a linchar a la empresa o institución que no atiende sus peticiones. Muchas veces, el canal elegido es el WhatsApp, pues sirve de unión para estos grupos de personas. Aunque no es la única forma de que los usuarios descontentos muestren su malestar por los cuatro vientos de internet.

Uno de los principales problemas del mob mentality

Digamos que lo peor del mob mentality es que las marcas o empresas no pueden entrar fácilmente en los chats privados de los usuarios. Es por esa razón que algunas están potenciando los chats de atención al cliente, para que los usuarios no sientan la necesidad de crear sus propios grupos para poner a caldo a una empresa.

Ya lo comentábamos en el artículo anterior, es necesario que las marcas se reinventen y utilicen la empatía como elemento articulador en sus relaciones con los clientes. Claro, esto no siempre es fácil, sobre todo cuando choca con las cuentas de resultados y los exigentes objetivos que se esperan de todos los empleados de una compañía. Pero hay que buscar la manera de satisfacer a todos los clientes, incluso a los más pequeños.

Algunas empresas están empezando a utilizar chatbots, que tiene algo de inteligencia artificial. Para algunos casos esto puede estar bien, pero no podemos suponer que esto sea la panacea para los departamentos de atención al cliente. Un chatbot puede funcionar si estamos buscando un restaurante o un billete de tren para un momento determinado, pero no nos puede dar una solución adecuada cuando hemos tenido un problema con una empresa o con un producto.

Como hemos dicho en más de una ocasión, el profesional que se encarga de atender las quejas de los clientes, muchas veces justificadas, debe estar al tanto de los procesos internos de la empresa. Debe conocer de qué hilos puede tirar para tratar de retener al cliente, y, sobre todo, que no se enfade tanto como para participar en un mob mentality.

Los anuncios bucólicos pueden ser divertidos, como hacen muchas compañías de electricidad. Pero atender los problemas reales de los clientes, tomándolos en cuenta, es mucho mejor. Si no se hace así, es probable que el linchamiento digital siga en aumento. Es cierto que algunos usuarios de internet pierden los estribos y llegan a unos extremos que no son aceptables bajo ningún concepto, pero tampoco es menos cierto que las empresas han estado aprovechando su posición privilegiada para hacer todo lo que han querido.

Parece que es el momento de ponerse las pilas y empezar a hacer el trabajo bien hecho. Y no desdeñar a un cliente insatisfecho, pensando que se trata de un caso aislado. Lo más probable es que tenga WhatsApp y que lo utilice a diario. Y si tiene WhatsApp está muy cerca de estar en un mob mentality, que puede perjudicar de forma extraordinaria la reputación de nuestra empresa.

Drupal sí. ¿Por qué?

Drupal sí. ¿Por qué?

Redes Sociales

Introducción a Drupal. ¿Por qué sí?

Si necesitamos un gestor de contenidos para nuestra web, cosa bastante frecuente por cierto, podemos tener dudas de cuál elegir. Si somos una Administración Pública, es bastante probable que nos decantemos por Liferay, una plataforma basada en Java. En el caso de las pequeñas y medianas empresas, muchas de ellas optan por WordPress, gestor de contenidos hecho con PHP y del cual hemos hablado en numerosas ocasiones en este blog. Su facilidad de instalación y de personalización, lo convierten en el más utilizado para hacer páginas web para empresas y para particulares.

Sin embargo, muchos informáticos prefieren Drupal. Se trata de un gestor de contenidos también desarrollado con PHP y con licencia GNU/GLP. Es decir, se puede utilizar sin coste específico, aunque como en todo este tipo de programas, hay ciertos plugins y ampliaciones que pueden ser de pago.

Según dice la página oficial de Drupal, este gestor de contenidos está especialmente pensado para construir y gestionar comunidades en internet. Sin embargo, se puede utilizar para cualquier proyecto web, pues tiene un motor sólido y escalable, que permite cualquier ampliación y configuración.

Decíamos que a muchos informáticos les encanta y esto es porque está muy bien construido. Su código fuente es limpio y claro. La máxima preocupación de sus desarrolladores es que se respeten los estándares web y que la usabilidad sea máxima. Además, tiene cierto carácter más complejo que gusta más a los informáticos, algunos de los cuales son conocidos porque les encantan los retos.

Imagen 4

Principales características de Drupal

La principal característica que destacan los que utilizan Drupal frecuentemente, es la inmensa comunidad de usuarios en internet. A diferencia de otros gestores de contenidos, en Drupal podemos encontrar información en casi cualquier idioma. En nuestro caso, en español, podemos encontrar cantidades ingentes de páginas, proyectos y ejemplos. Por si esto fuera poco, el propio Drupal dispone de ayuda on-line, que cuenta con una base documental muy importante. Eso da mucha seguridad, porque siempre que empezamos un proyecto web, antes o después necesitaremos ayuda cuando nos atasquemos en algún problema. Saber que al otro lado hay alguien, nos da confianza para meternos en cualquier tipo de proyecto.

El gestor de contenidos de Drupal está fuertemente orientado al posicionamiento SEO. Una de las ventajas es que el contenido de Drupal permite ser indexado en tiempo real. Además, las secciones y contenidos están regulados por la taxonomía, un sistema mediante el cual Drupal clasifica los contenidos. En realidad este sistema está en el núcleo o motor de Drupal. Es un sistema complejo que permite definir diferentes vocabularios que se pueden asignar a cada uno de los contenidos de la página web. Esto permite que los contenidos se clasifiquen como categorías, como etiquetas o mediante cualquier otro sistema que se especifique. La realidad es que Drupal se lleva muy bien con el posicionamiento SEO. Solo por este hecho, ya vale la pena tenerlo en cuenta. Eso sin contar con las URLs amigables. Es cierto que esta opción está presente en los gestores de contenidos que más se utilizan en la actualidad, pero no está de más recordarlo.

Que Drupal sea código abierto está muy bien. De entrada significa que no hay que pagar nada para instalarlo. Pero más importante que esto, es que si necesitamos alguna funcionalidad que no está prevista en ninguno de sus módulos existentes, un programador que controle el PHP y conozca bien esta herramienta, podrá hacernos el desarrollo específico que necesitamos. Esta versatilidad no la permiten todos los programas de estas características. Aunque también es verdad que en la mayoría de los casos tendremos más que suficiente con las opciones que vienen por defecto en la instalación estándar.

Todos los que hemos hecho un proyecto web de cierta magnitud, somos conscientes de la importancia que tiene la gestión de usuarios. Drupal tiene bien resuelto el tema y permite iniciar una sesión no solo con el típico usuario y contraseña, sino con otros sistemas como Jabber o Blogger. También está muy desarrollado el sistema de roles y usuarios, asignando permisos a cada uno de ellos.

Por cierto, Drupal es bastante utilizado para intranets, pues se puede integrar de forma más o menos sencilla con un servidor LDAP (Lightweight Directory Access Protocol o Protocolo Ligero/Simplificado de Acceso a Directorios), muy utilizados para este tipo de configuraciones tecnológicas. Una intranet con Drupal está llena de posibilidades interesantes, pues permite un alto grado de configuración y de flexibilidad. Aunque hay aplicaciones específicas para hacer intranets, una empresa mediana, sin necesidades demasiado exigentes, pueden sacar mucho partido a la tecnología que ofrece Drupal. Es cuestión de ver los pros y los contras y, sobre todo, que el programador elegido conozca bien la mecánica de Drupal.

Imagen 3

Características de la gestión de contenido en Drupal

No cabe duda que Drupal está pensado para los contenidos, en su más extenso significado. Para empezar tiene un completísimo control de versiones, lo que lo hace muy adecuado a páginas que se actualizan con mucha frecuencia. Siempre es un valor añadido el poder volver a una versión anterior si se ha cometido algún error o se ha actualizado una sección de forma incorrecta. Esta gestión incluye saber qué se ha cambiado, quién lo ha hecho y cuándo. Y también está muy bien la posibilidad de hacer comentarios sobre los cambios. Vamos, totalmente profesional.

Los enlaces permanentes o permalinks aseguran que todos los contenidos tendrán una dirección externa y única, que nunca será alterada en el futuro. Por mucho que crezca una página web. A esto hay que añadir el concepto de nodos, que son como se denomina cada uno de los contenidos o elementos que se crean con Drupal. No olvidemos que Drupal tiene un fuerte componente de programación orientada a objetos, así que cada uno de los nodos es en realidad un objeto, con entidad propia. Eso permite crear una cola de moderación para envíos de diferentes tipos, utilizar algunos de estos nodos en la página principal o permitir comentarios (o impedirlos) en todos, una clase de nodos o uno en particular. Esta versatilidad lo hace muy superior a otros gestores de contenidos, donde los comentarios se pueden activar o no de manera universal a todos los contenidos en conjunto, al menos, en su versión de serie.

Y no podemos olvidar la potente sindicación del contenido de Drupal, que exporta los contenidos en el formato RDF/RSS. Esto facilita que sea utilizado por otras webs y ser indexado de forma más eficaz.

Imagen 2

El uso de los módulos en Drupal

Los módulos en Drupal vienen a ser como los plugins en WordPress y los componentes en Joomla. Se trata de ampliaciones que se hacen al motor principal de Drupal. Aunque el código de Drupal es extenso y contempla muchísimas opciones, hay determinados elementos que no se tienen en cuenta Por ejemplo, si queremos convertir nuestro Drupal en una tienda online, necesitaremos un módulo específico. O si queremos cambiar las propiedades de la gestión de usuarios que Drupal tiene por defecto, también es una buena idea contar con uno de los miles de módulos que hay disponibles. Y decimos bien, porque hay muchas empresas y particulares que desarrollan para Drupal, y lo hacen crecer cada día.

Los módulos que más me interesan son los de geolocalización. Algunos pueden hacer auténticas virguerías. El tema del geoposicionamiento está muy de moda y hay muchas páginas web que ya están sacando partido a las opciones de colocar contenidos o lugares en un mapa. Algunos permiten generar rutas, sí, tal como hace Google Maps. Con un poco de imaginación, no cuesta entender cómo podríamos hacer crecer nuestro negocio con este tipo de herramientas.

No podemos pasar por alto los módulos diseñados para optimizar la web para SEO. Aunque Drupal ya está muy preparado en este terreno, a veces se necesita una ayuda externa que audite si cada contenido que se añade a la web cumple con las reglas básicas del posicionamiento orgánico. Y, claro, Drupal no sirve solo para crear sitios eficientes. También pueden (y deben) ser bonitos y muy atractivos. Hay varios módulos que están orientados a ofrecer espectaculares galerías de fotos, con efectos 3D o mostrando las imágenes con profundidad. La elegancia no está reñida con la eficacia en la programación.

Y hablando de diseño, aunque no son módulos específicamente, Drupal cuenta con temas o plantillas para cambiar el aspecto de nuestra web. A poco que busquemos encontraremos cientos de plantillas totalmente responsive. Claro, las mejores suelen ser de pago, lo mismo que ocurre con los módulos. Pero se supone que nuestra web debe ser profesional y tiene que servir para hacer clientes o mejorar nuestra cuenta de resultados.

Modificar una plantilla de Drupal no es demasiado complicado, sobre todo si estamos acostumbrados a trabajar con HTML, CSS y jQuery, sin olvidar del principal lenguaje de programación que utiliza, que es PHP. El consejo, no obstante, es elegir la plantilla que más se ajuste a nuestra idea para la web.

¿Es mejor Drupal o WordPress?

Pues no esperéis que contestemos esta pregunta. Al menos no de forma directa. Tengo que ser sincero: yo he trabajado muchos más con WordPress que con Drupal, pues para la mayoría de proyectos que hago, la herramienta WordPress es suficiente. Sin embargo, conozco bastante bien Drupal, y he de reconocer que en muchos aspectos, Drupal tiene mejores soluciones tecnológicas. Por otra parte, aprender a trabajar con Drupal no es lo más intuitivo del mundo, y dependiendo de las necesidades que tengamos, su configuración es algo más compleja que con WordPress. Por supuesto, luego está la costumbre y los gustos personales. Si nos acostumbramos a trabajar con Drupal, es probable que otras herramientas no sean de nuestro agrado, del mismo modo que si trabajamos normalmente con WordPress, lo normal es que nos terminemos habituando a su modelo de trabajo.

Entonces, ¿qué herramienta debo elegir? Si el proyecto no tiene una complejidad excesiva, WordPress será, posiblemente, una buena opción. Aunque luego están los gustos personales, tal y como hemos dicho. Otras personas trabajan con Joomla y que nadie les quite dicho gestor de contenidos. Al final son herramientas que tienen muchos elementos similares. Si el cliente nos da una directriz concreta, tendremos que seguirla. Por otro lado, si el gestor de contenidos se deja a nuestra elección, podemos elegir el que prefiramos.

Tengamos en cuenta que Drupal es multiplataforma y funciona perfectamente tanto en un servidor Apache como en un Microsoft ISS. Lo habitual es que la base de datos sea MySQL, pero puede trabajar sin mayor problema con casi cualquier sistema de bases de datos.

Imagen 1

Conclusión: Drupal es una excelente opción

Hemos dicho anteriormente, que una de las ventajas principales de Drupal es su comunidad. Si surge alguna duda que no se ha contestado previamente, cosa bastante rara por cierto, encontraremos foros especializados con personas dispuestas a ayudarnos. Estas comunidades crecen y se benefician de la experiencia de años de las miles de informáticos que desarrollan sus herramientas web con este software como base.

Con la enorme cantidad de módulos que hay disponibles para Drupal, es bastante complicado que queramos conseguir una cosa con nuestra web que no se haya resuelto con anterioridad. Pero si este fuera el caso, se puede modificar y ampliar el código a nuestro gusto. Solo es necesario conocer bien PHP y tener una buena idea, claro está.

Miles de páginas web, tiendas online y portales están construidos con Drupal. No se trata de un gestor de contenidos cualquiera. Es una excelente herramienta que no para de crecer y mejorar con cada versión. Lo más interesante es que está fuertemente orientada al posicionamiento SEO y a la usabilidad. No es la única opción. Por suerte para los programadores y los que quieren hacer una página web, hay mucha competencia en el campo de los gestores de contenidos. Pero no cabe duda que nos encontramos ante una excelente opción. Y, desde luego, vale la pena probarla. Si nos especializamos mucho en su uso, difícilmente nos faltará trabajo, pues siempre se necesitan buenos profesionales que controlen con Drupal. Manos a la obra.

Escribe tus contenidos como Cervantes, o casi (parte 2)

Escribe tus contenidos como Cervantes, o casi (parte 2)

Contenidos

En el artículo anterior pudimos leer los distintos tipos de blogs existentes y una variable amplia de los posibles posts de contenidos que puedes encontrar o escribir en ellos. Así que sin más dilación, vamos a pasar a conocer normas básicas de escritura que tienes que conocer para hacer buenos contenidos, y que las audiencias los lean y esperen otros. Lo que se llama engagement.

Desarrolla la estructura del contenido con orden lógico

Todo contenido debe tener un Título: debe ser una síntesis telegráfica que llame la atención y el interés por leerlo. Ahí radica tu primer esfuerzo y que el lector decida abrirlo o no. Por tanto, tiene que ser muy atractivo. Pero cuídate de los sensacionalismos. Funcionan mal.

Primer Párrafo: tu estilo tiene que ser fuerte, directo y contundente. Mediocridades hay muchas. En este primer párrafo tienes que poner todos los anzuelos que tengas a mano. Y una dialéctica depurada y convincente. El lector debe percibir en este párrafo la solución a lo que busca.

Contenido: El lector espera mucho de ti. Hay millones de posts circulando. Tu contenido tiene que ser diferente, muy específico e ingenioso. Una buena forma de desarrollarlo es que este contenido tenga subtítulos. Son imprescindibles para una buena ordenación del orden argumental y el buen desarrollo de tus ideas. Debes saber que los lectores avezados, más que leer, en principio escanean el contenido leyendo entre líneas y sólo si ven algo especial, se detienen y lo consumen completamente.

Conclusion: aquí debes mojarte y aportar tus opiniones personales, por ejemplo, planteando preguntas de calado a tus lectores. Un buen resumen refuerza la información y permite que se recuerde tu post más tiempo.

No olvides la importancia de las llamadas a la acción

La buena literatura mueve a los lectores a imitar, solucionar o incluso vivir de maneras parecidas a los protagonistas de las historias narradas. Por eso, no debes quitar importancia a las llamadas a la acción a tus audiencias. Animar al lector directamente es una buena técnica. Puedes ofrecer maneras de pedir más información. O puedes preguntar si le gustó lo leído. Ofrecer tu ayuda en sucesivos posts puede animar a los lectores a suscribirse o a seguirte en redes sociales, lo que aumentará tu prestigio. Escribir para las audiencias requiere empatía y ser conocedor de las distintas realidades sociales y económicas de los sectores para los que escribes. Las llamadas personales a la acción convierten la relación en interactiva. Y esto genera más audiencias.

La ortografía es fundamental

Si no controlas todas las reglas ortográficas, no te preocupes. Hay muchos correctores muy buenos en los distintos programas de edición de texto. Muy buenos. Y si quieres depurar más el cuidado de la ortografía, confía la corrección de tus escritos a amigos preparados. También puedes hacer algún curso online para mejorar en este sentido.

Las emociones son imprescindibles en la buena escritura

Escribes para humanos. Y estos tienen un alto componente emocional. No olvides que tus contenidos deben mover el interior del corazón figurado. Y con la práctica, llegará el dominio y con él, llegará tu éxito. ¡Ánimo!, puedes ser un buen escritor.

Los avances del neuromarketing

Los avances del neuromarketing

Business Intelligence Contenidos

El estudio del neuromarketing está cambiando el mundo conocido de la publicidad. Y no se detiene aquí. El avance en el conocimiento de cómo funciona el cerebro ante determinados impulsos, está cambiando el diseño de tiendas, establecimientos y hasta de edificios oficiales y corporativos. ¿Es esto posible? ¿Tanta importancia tiene la percepción cerebral?

Lo que los consumidores sienten

Ese es el secreto fundamental. ¿Qué sienten los consumidores ante los impulsos que ofrecen las marcas? Comprender tras analizar esos procesos químicos del cerebro, ha llevado al marketing más lejos que nunca, ofreciéndole herramientas humanas de primer nivel. Porque incluso teniendo en cuenta que en el proceso de compra, usamos el cerebro emocional y el racional a la vez, el proceso sigue siendo muy complejo; a pesar de los avances, no tenemos una visión o imagen completa de todo el recorrido. Pero lo que va quedando patente, es que la misión de los vendedores es cada vez más relevante, y que estos tienen que ser capaces de vestir el proceso de compra de algo trascendental a nivel personal y algo conectivo emocionalmente, entre el producto y el consumidor. Sólo de esta forma se puede generar una conexión sólida y objetiva con el cliente, y convertirlo en alguien fiel a la marca.

El proceso de compra y sus etapas

El neuromarketing tiene que descifrar lo que sucede en los distintos pasos de un proceso de compra. El “pretail”, el “retail” y el “post-tail”. Lo que traducido del inglés, es ni más ni menos, que el antes, durante y el después de una compra. En estos tres pasos el vendedor debe ser cuidadoso y usar los diferentes elementos que dispone, mediante afinar las conexiones en cada uno de los diferentes pasos. Lo que está demostrado, es que en el antes se puede establecer un tipo de emocionalidad, en el durante otro, y en el después otro. Y los tres tipos son complementarios y se deben unir en una conexión única que desemboque en la compra.

Un ejemplo evidente de neuromarketing activo

Una cadena famosa de juguetes ha rediseñado sus locales después de realizar un complejo estudio con neuromarketing, en un grupo de clientes en una prueba piloto muy sugestiva. Se midieron las emociones despertadas en esos grupos de clientes. Y actuaron según los resultados demandados. Ahora la cadena de juguetería permite a todos los clientes tocar físicamente los productos y jugar con ellos. El impacto descrito no se ha hecho esperar. La relación ha quedado potenciada por la muestra de confianza en la clientela.

Una conocida marca de moda ha empezado a usar olores característicos asociados a su marca, para fomentar las ventas. Los distintos olores estimulan el cerebro, impulsando a acciones de compra inconscientes. Una cadena de ropa llegó a usar sensores cerebrales para medir cosas como el estrés, el gusto, la sudoración, la somnolencia, etc., que se producían con la contemplación de distintos productos. Todo un mundo que empieza a cambiar conceptos publicitarios ya obsoletos. Estaremos atentos a estos progresos, para ayudarte en la implementación de procesos que beneficien a tu negocio.

Los contenidos con vídeo que nos vienen (parte 2)

Los contenidos con vídeo que nos vienen (parte 2)

Business Intelligence Contenidos

En el artículo anterior de este tema, vimos cómo la sutileza en la realización de los nuevos vídeos es necesaria para llegar a donde los anuncios de siempre ya no llegan. Y vimos que las grandes marcas ya no distribuyen estos formatos nuevos a través de los canales de siempre. Pero entonces, ¿qué características deben buscar las marcas?

La duración y el mensaje

Estos vídeos que llegan como novedades suelen tener una duración de más de 5 minutos. Y su desarrollo es para crear imágenes de gran belleza artística, altamente creativas, donde las marcas probablemente ni aparecen como tales. Están siendo encargados incluso a creadores cinematográficos de primera línea. En realidad, tienen que ser cine, con todos sus parámetros emocionales igual de trabajados. Las marcas ya no encargan a estos creadores algo que venda y que promocione. El encargo radica en que sea algo artístico, que enganche, que prenda el mensaje contenido en el espectador y lo convierta en irresistible para el consumidor. Parece que se persigue que entre las marcas y los consumidores se establezca una comunicación profunda, como una sintonía que suena igual de emocionante en los dos lados de la balanza.

Ejemplos de vídeos promocionales que son verdaderas películas cortas

En el reciente Festival de Cine de Tribeca quedó patente entre los diez finalistas, que son los contenidos novedosos los que van a triunfar. Una conocida firma de ropa realizó un vídeo sobre mujeres alpinistas, donde su ropa aparece muy soterrada y subliminal como un mensaje secundario. Y aunque se ensalza el esfuerzo de estas mujeres deportistas tan arriesgadas, el verdadero mensaje no se aleja del guión. Una obra maestra. Si analizamos la importancia del storytelling, esta es crucial. Es importante el relato en cada segundo del contenido. Saber contar una historia bien diseñada no es fácil, incluso para profesionales consagrados es un verdadero reto. Uno de los productores de estos contenidos, asegura, que hay que producir estos vídeos buscando el Oscar, aunque aparezcan sutilmente los valores de la marca. Ahí radica el futuro, bueno, ya el presente de la publicidad interesante y que no es rechazada. La marca no busca vender sus productos, la marca busca escenas de peso, que fomenten valores más profundos y donde todos los participantes, actores y espectadores, sean capaces de entender el valor de lo que se está contando. A partir de ahora la creatividad va a tener que afinar y mucho, en la forma de contar historias, sean de ficción o reales.

Las tendencias actuales en este sector del vídeo están implementando lo que ya veíamos que funcionaba muy bien. Y es simplemente el poder emocional del formato documental y novelado. Ofrecer al consumidor los valores de la marca de formas reales y artísticas, pasando por sus experiencias y sus logros sociales, sin olvidar la trastienda y por qué no, las dificultades del camino, parece ser un potente motor de las emociones. Porque los humanos somos emociones y algo más. Así que el reto, apasionante, está esperándonos. No lo demoremos, por el bien de los anuncios que vienen.

El mob mentality y el marketing digital (parte 1)

El mob mentality y el marketing digital (parte 1)

Contenidos News

¿Qué es el mob mentality y por qué debería de preocupar a las empresas? Según Wise Geek, este término se refiere a las características y comportamientos de un grupo numeroso de personas. La acepción “mob” suele tener un sentido negativo, porque se asocia a un caótico grupo de personas, usualmente, agresivas. Algunos traductores dicen que mob mentality es algo así como el “pensamiento de la turba”. Imaginemos un grupo de linchadores en el Lejano Oeste, o una chusma dispuesta a que se acepte su voluntad. Esta sería la idea que se transmite.

Bueno, ¿y qué tiene que ver todo esto con el marketing digital? Pues que el mob mentality ha entrado con fuerza en las redes sociales y, particularmente, en el WhatsApp. No olvidemos que WhatsApp cuenta con más de mil millones de usuarios activos. Según Reuters, cada día se envían, como mínimo, 64 mil millones de mensajes. Ante tal poder mediático, algunos usuarios han empezado a hacer grupos de clientes o ex-clientes de determinadas empresas y se dedican a ponerlas a caldo. Claro, de momento no se ha llegado a arrastrar a ningún directivo con el caballo y tratar de colgarlo en el árbol en medio de la pradera. Sin embargo, según algunos expertos, las sogas digitales pueden ser bastante dañinas para las empresas. De hecho, algunas ya se han empezado a resentir debido a este mob mentality.

Cómo protegernos del mob mentality

Aunque no hay recetas mágicas, una de las mejores apuestas para evitar este “espíritu de chusma” es tratar de hacer las cosas lo mejor posible. Intentar que cada día nuestra empresa alcance la excelencia. Cuando surgen problemas, tratar de neutralizar el foco del problema lo antes posible, antes que sea un incendio que no se pueda apagar.

Recuerdo que hace unos años trabajé en una empresa de telecomunicaciones. En la época que se pusieron de moda los routers inalámbricos, esta empresa decidió comercializarlos a un precio muy superior al del mercado y, además, no ofrecía asistencia para su instalación, que en sus primeros tiempos era compleja para personas que no fueran informáticas. Llovían llamadas de quejas a diario, y los trabajadores teníamos prohibido explicar nada de la instalación. ¿Nos imaginamos qué hubiera pasado en ese tiempo si hubiese existido WhatsApp?

La atención al cliente debe ser el apartado más delicado de una empresa. Tiene que contar con profesionales que tengan mano izquierda y sepan llevarse a los clientes descontentos a su terreno, antes que monten un grupo de WhatsApp y ya sea imparable.

Se cuenta que en Estados Unidos algunos profesores han perdido su trabajo porque grupos de padres descontentos han hecho mob mentality. Como vemos, no es un tema trivial y las marcas deberían tomarse muy a pecho el poder real que tienen los particulares cuando pasan a expresar sus ideas a bombo y platillo. No se trata de ninguna broma y hay mucho en juego.

En el siguiente artículo veremos más datos sobre el mob mentality y cómo podemos prepararnos para la que se nos avecina.

Chatbots

Chatbots

Business Intelligence Inspiration News

Introducción a los chatbots

Seguramente la mayoría de los usuarios de internet ha interactuado con ellos aunque no sepan cómo se llaman. Si queremos comprar un billete de tren y un avatar virtual se ofrece a darnos consejos, en realidad estamos hablando con un chatbot, solo por poner un ejemplo de los más notables. Si le hablamos a nuestro teléfono móvil para que nos diga alguna información o que haga alguna acción, como enviar un correo electrónico, lo cierto es que estamos hablando con una especie de chatbot bastante sofisticado. Así pues, ¿cuál sería la definición exacta de un chatbot?

Podríamos decir que los chatbots son aplicaciones informáticas muy sofisticadas, con grandes dosis de inteligencia artificial, que permiten tomar decisiones en función de lo que diga o escriba el usuario. Es decir, permiten cierto grado de conversación más o menos realista, sobre todo en los temas específicos en los que han sido programados. Cuando empezaron eran muy rudimentarios y la experiencia de su uso era algo frustrante, sobre todo cuando el usuario se salía del guion que se había preconfigurado para este tipo de aplicaciones. Sin embargo, con los avances en inteligencia artificial cada vez son más sofisticados y permiten un mayor nivel de interacción, cada vez son más realistas.

La realidad es que muchas empresas han puesto su atención en los chatbots, sobre todo porque les permiten dar mejor servicio al cliente con un coste muy inferior. En comparación con un operador humano, el bot solo se paga una vez (aunque sea muy costoso en principio) y no hay que pagar por él la seguridad social ni las pagas mensuales. Y, por supuesto, no se pone enfermo y nunca pide vacaciones. Pero, ¿son en realidad tan ventajosos los chatbots? Analicemos los pros y los contras que presenta esta tecnología.

Imagen 4

Aspectos básicos de los chatbots

Facebook anunció la llegada de los bots al Messenger. Cuando una compañía de estas características presta su atención a una tecnología, es que esta, en principio, dará mucho de qué hablar. Claro, es verdad que a veces se equivocan, pero son las menos, para qué nos vamos a engañar. Así que será bueno que analicemos los elementos esenciales de los chatbots. Lo primero es a qué, en términos generales, se suele llamar bot. Aunque muchos utilizan las dos palabras de forma indistinta; pero debemos entender que un chatbot se suele circunscribir al mundo de los chats. Es decir, todos los chatbots son bots, pero no todos los bots son necesariamente chatbots.

Un bot, ya hemos mencionado, que se trata de un software muy especializado. La idea es que, sin intervención humana, el bot sea capaz de resolver problemas o cuestiones de mayor o menor envergadura. Es notable que cada vez más empresas los utilizan, hasta algunas cadenas de comida rápida los han perfeccionado para tomar los pedidos de una forma más sencilla y eficiente. La cuestión es que los avances en inteligencia artificial se producen casi a diario, por lo que los bots son cada vez más inteligentes.

El mejor campo de actuación de los bots es en las aplicaciones de mensajería. Ahí tenemos ejemplos como Kik Messenger, una plataforma que se acerca a los 300 millones de usuarios y que utiliza los bots de manera masiva. Por supuesto, las grandes empresas han visto una excelente oportunidad en la atención al cliente. Por ejemplo, un solo chat puede tener varios bots diferentes que sirven para tratar temas completamente distintos. Un bot superior es el encargado de derivar la conversación al bot especializado según las primeras palabras que diga el usuario. ¿Sorprendente, verdad?

Está claro, que hoy por hoy, un bot no sirve para cualquier tema o asunto. De hecho, funcionan mejor cuando hay un número limitado de opciones. Por ejemplo: la carta de un restaurante de comida rápida. Se les puede programar para contestar si un alimento tiene gluten o qué oferta sale más ventajosa para una familia de cuatro miembros. Pero no es realista pensar, al menos de momento, que un chatbot pueda hablar de filosofía tántrica y satisfacer el intelecto del usuario, que supuestamente será bastante alto si es que saca el tema. Las empresas así lo entienden y utilizan los chatbots para aspectos concretos donde las posibilidades no tienden al infinito. En cuanto al chatbot de Renfe, aunque hay muchas estaciones diferentes, si quiero viajar en Ave desde Madrid a Valencia, las estaciones se circunscriben a dos opciones. En este campo, más o menos limitado, es donde los bots pueden sacar todo su ingenio a relucir.

Facebook dice que tiene la intención de mejorar la calidad de los bots porque será decisivo para aumentar el grado de compromiso entre los clientes y la marca. Si eso lo dice Facebook, que tiene más de mil millones de usuarios, ¿qué no deberían decir el resto de las empresas?

Ahora bien, no es cuestión de tener un bot porque todo el mundo lo tiene. Siempre que se pueda, el trato humano es, de momento, lo mejor. Sobre todo cuando al otro lado del teléfono hay personas empáticas y que entienden bien los problemas de los usuarios reales. Sin embargo, hay que comprender que el dimensionamiento de algunas empresas hace imposible que haya una persona física para cada usuario que necesita alguna gestión. Es en estos casos cuando pueden entrar en juego los chatbots. En sí, ni son malos ni buenos. Son simplemente programas informáticos. ¿Diría alguien que el Word es malo?

No pensemos que los bots son algo nuevo, relativo al mundo de internet. Ni mucho menos. La cosa se remonta a hace unos 50 años, cuando el matemático Alan Turing desarrolló el concepto de Inteligencia Artificial y los modelos que hacen funcionar a nuestros ordenadores. Pero hay que reconocer que el mundo de internet le ha dado el empujón que necesitaban para hacerse populares y, francamente imprescindibles, para muchas empresas y corporaciones. ¿Qué más debemos de saber sobre los chatbots? ¿Se puede ganar dinero con ellos? ¿Cómo?

Imagen 3

Aspectos avanzados sobre los chatbots

¿Cómo se hace un chatbot? Pues hay que reconocer que no es nada sencillo. Desde luego, no es un trabajo para principiantes. Primero se debe desarrollar la lógica de lo que debe saber el bot, es decir, se debe saber para qué existe. No cabe duda que los mejores están en manos de Microsoft y la plataforma Slack, que invierten cantidades de dinero exorbitantes para el desarrollo de este tipo de programas informáticos. Pero no olvidemos Google, que cuenta con muchos bots para diferentes funciones, aunque estas no suelen incluir atención al público. Sin embargo, hay rumores que dicen que Google está desarrollando un bot que dejará sin habla a los usuarios y que se utilizaría en un nuevo servicio de mensajería móvil. El tiempo lo dirá. Pero es cierto que grandes compañías están apostando muchas de sus cartas a la jugada del chatbot.

Hay varios servicios online que permiten la configuración de un chatbot como si fuera nuestro. Aunque nunca tendrán el rendimiento de una aplicación desarrollada de forma personalizada por un equipo de ingenieros, dan muy buenos resultados para los supuestos que ya hemos comentado en este artículo, que las opciones no sean ilimitadas. Algunas de las que más nos han gustado son Api.ai y Smooch. En estas páginas web podemos generar nuestro bot sin programar nada de código. Para introducirnos en el tema puede ser suficiente, sobre todo porque no requieren enormes inversiones de dinero; únicamnente se paga una suscripción mensual.

Imagen 2

¿Sirven los chatbots para hacer dinero?

Pues la verdad es que sí. No pensemos que las grandes empresas que hemos mencionado son hermanitas de la caridad, que invierten millones y millones en una tecnología de la que luego no esperan recibir nada a cambio. No obstante, quizás el pensamiento de las grandes empresas se nos escapa un poco de las manos. No es fácil ponerse en la piel de las personas que gestionan una burrada de millones y de recursos humanos. Pero para las empresas más modestas, las PYMEs, hay dos modelos de negocio muy claros con el chatbot:

  • Ahorro en la gestión de la atención al cliente. Repetimos la idea. El chatbot no debe sustituir la atención humana que la mayoría de usuarios esperan. Pero sí que puede complementar el departamento de atención al cliente. Siempre hay un número elevado de gestiones y consultas que podrían resolverse con inteligencia artificial. Cuando llegue el momento que alguno de los bots no puede dar una respuesta satisfactoria, sería el momento de pasar la conversación a un humano. Si esto se implementa bien, estamos hablando de un considerable ahorro en el departamento, sobre todo en las empresas que reciben miles de consultas a diario. Es cierto que la inversión es fuerte, pero el ahorro es considerable. Claro, antes decíamos medio en broma que los chatbots no pagan a la seguridad social ni piden vacaciones. Con respecto a los impuestos, no descartemos que las Agencias Tributarias y Seguridades Sociales del futuro vean la posibilidad de añadir presión fiscal a las nuevas tecnologías, sobre todo si no hay humanos contratados a los que poder hincar el diente. Y es que la tecnología no ha conseguido minimizar el ansia insaciable de los Estados de los recursos económicos de los ciudadanos.
  • Modelos de negocio basados en la publicidad, suscripciones y comercio electrónico. A medida que se vaya mejorando la tecnología, se crearán nuevos modelos de negocio. Por ejemplo, Siri de Apple hace las funciones de un motor de búsqueda en internet. ¿Quién dice que en el futuro no tendrán publicidad Siri o cualquier otro chatbot que utilicen los usuarios? Por otra parte, si un chatbot induce a los usuarios de una web a comprar un producto en la tienda electrónica donde se encuentra, ¿por qué no debería cobrar un porcentaje de la venta la empresa que ha desarrollado el software? Recuerdo cuando mi hermana y yo éramos jovencitos, ella hacía promociones muy frecuentemente en el hipermercado de nuestra ciudad natal. A veces ofrecía probar un poco de queso, un café de marca o cosas por el estilo. ¿Quién sabe lo que podrán hacer los chatbots en el futuro más bien cercano? La bandeja de posibilidades es muy grande, y cuando hay dinero envuelto, la imaginación se agudiza mucho.

Las nuevas posibilidades que ofrecen los chatbots en publicidad están todavía por explorar. Los ingenieros de las diferentes compañías están buscando las formas de mejorar estos programas. De hacerlos más realistas. Lo primero que debe hacer un chatbot es pasar el test de Turing, es decir, de Alan Turing, del que ya hemos hablado en este artículo. Si un usuario no está seguro de si detrás de la conversación en la que se encuentra está un humano o una máquina, eso significa que el chatbot es realmente bueno. Ese es el objetivo que se debe perseguir, que los usuarios perciban que les atiende una persona de verdad.

Imagen 1

Conclusión: el futuro de los chatbots

El futuro de los chatbots se presenta apasionante. Nuevos usos, mejora de las tecnologías y nuevas oportunidades de negocio es lo que se presenta en el panorama tecnológico actual. Compañías como Google y Facebook están impulsando enormemente el tema, sobre todo en el caso de los bots que están orientados a internet y el mundo de las aplicaciones móviles. No olvidemos el trabajo de Microsoft, Apple y otras compañías punteras en estos avances tecnológicos.

Como hemos visto, hasta las pequeñas empresas se pueden beneficiar de esta moda, que no tiene pinta de pasar pronto. Existen plataformas web que permiten personalizar bots para servicios más o menos pequeños. Aunque si nuestra empresa tiene un dimensionamiento muy grande, quizás sea preferible contar con un desarrollo propio, aunque sea bastante más caro.

Es evidente que los chatbots están cada vez más presentes en nuestra vida diaria. Cuando llamamos a cualquier teléfono de atención al cliente, nos encontramos con un sistema más o menos inteligente que nos deriva a una opción u otra. ¿Mejorarán estos sistemas la atención al cliente? El tiempo lo dirá. Aunque hay que reconocer, que en general, la atención al cliente tampoco es que sea demasiado buena. Quizás los robots lo hagan mejor…